Saltar al contenido

Los efectos del consumo de cafeína a lo largo del embarazo

Existe una relación entre el consumo de cafeína y el defecto que produce en animales, pero hasta hoy en día, en seres humanos, no se ha demostrado que la cafeína genere alguna anomalía en el feto. Los consumidores de cafeína se pueden distinguir entre grandes consumidores, moderados y los que no toman nada de cafeína.

Los grandes consumidores, los podríamos catalogar como los que toman más de 3 tazas de café al día, en los que se observan que los hijos tienen un peso inferior a los normales cuando nacen. También se observa que las mujeres embarazadas que toman una taza de café al día, es decir unos 100 miligramos de cafeína, puede producir algún efecto conductual en el bebé que está por nacer, aunque éstos son normales.

10154179020120416081155 Los efectos del consumo de cafeína a lo largo del embarazo

Hay que decir que la cafeína, no sólo se encuentra en el café, sino también la contiene el té, la Coca-Cola o el chocolate, por lo que puede estar oculta en alimentos que las mujeres embarazadas toman diariamente, sin saber que contiene cafeína.

refresco Los efectos del consumo de cafeína a lo largo del embarazo

Hasta hoy en día, no se sabe a ciencia cierta sí la cafeína, incluso en cantidades moderadas, es perjudicial para el embarazo, por tanto, como no se saben los posibles efectos perjudiciales que puede acarrear,  lo mejor es que a lo largo del embarazo, no se tomen cafeína, pero sí se ingiere, que será un nivel seguro de cafeína, no más de 300 mg al día, es decir alrededor de dos tazas de café.

dsbygoogle.js">

La cafeína está presente en otras bebidas, además del café, refrescos y té. También se puede encontrar en los suplementos alimenticios y en algunos alimentos y medicamentos, en los cuáles nunca llegamos a pensar que tienen cafeína.

La mujer embarazada que quiere controlar sus niveles de cafeína, pero todavía necesita sus dos tazas de café para empezar la mañana o su vaso de , deben de evitar la cafeína provenientes de otras fuentes.

Para ello, la mejor manera de hacerlo es leer las etiquetas de los alimentos, bebidas y medicamentos que se puedan ingerir a lo largo del embarazo. También hay que tener en cuenta que algunas bebidas y suplementos pueden ser comercializados como «completamente naturales» o «sin cafeína», pero puede contener el aditivo guaraná, que tiene los mismos efectos estimulantes que la cafeína.

Por tanto, sí ingieres, tus dos tazas de café (unos 280 miligramos) y 1 onza de chocolate, (aproximadamente 10 miligramos) ya estás por encima de tu límite de cafeína diario. Así que, asegúrese de leer todas las etiquetas.

Pero existen otros productos que también contienen cafeína aunque sea de manera incógnita, entre ellos destacamos:

  • Helados: el café es un hecho que contenga cafeína, pero una porción de los muchos helados con sabor a café y yogures congelados pueden contener más cafeína que una lata de refresco. Asegúrese de buscar la cafeína en la lista de ingredientes.
  • Agua: no el agua normal, sino aquel agua que se etiqueta con “sabor a” o con vitaminas, los cuales pueden contener aditivos y suplementos que no se sabe si son seguros para el consumo durante el embarazo.
  • Bebidas energéticas: Si a lo largo del embarazo estás baja de energía, hay que tratar de dormir una siesta, en lugar de tomar una bebida energética. Ya que, contienen una alta concentración de cafeína, así como otros  suplementos que no se consideran seguros para las mujeres embarazadas. La guaraná se encuentra a menudo en los ingredientes de estos productos junto con la cafeína, lo que significa un doble golpe.
  • Analgésicos: Algunos medicamentos usados ​​para el alivio dolor de cabeza contienen bastantes cantidades de cafeína.  Por supuesto, ningún suplemento o medicamento, independientemente de sus ingredientes, se debe tomar sin la aprobación de su médico.

fuenes [1][2]